TRAVELS

NUEVA YORK

Cuando bajé del avión en Nueva York se instalaron en mi estómago unas revoloteantes mariposas y un sentimiento muy peliculero se apoderó de mí. Nos han enseñado Nueva York en el cine en todos los registros posibles y la ciudad siempre sale bien parada y resulta ser un escenario perfecto para una compleja trama de espionaje, o para la encantadora…

LISBOA

De Lisboa me quedo con su centro histórico. Pasear por esas inclinadísimas y adoquinadas calles, rodeado de paredes desconchadas, y encontrar a cada paso rincones llenos de encanto. Escuchar música de fado y descubrir que procede de una pequeña taberna donde parece haber una reunión de amigos que desgarran el alma cantando.